Un poco de historia

En 1979, la Conferencia Mundial Administrativa de la Radio aprobó tres nuevas bandas que fueron asignadas para el servicio de radioaficionados: 30 metros, 17 metros y 12 metros.

La evolución en el campo de la electrónica aplicada a la radio ha sido alucinante a lo largo del pasado siglo XX. Desde la válvula termoionica en 1904, a la posterior aparición del transistor en 1947, lo cual supuso un hito en la miniaturización y simplificación de los circuitos electrónicos, hasta el desarrollo de los circuitos integrados en la década de los 60.

Cualquier transmisión tanto de radio como de televisión se hace a través de las denominadas Ondas electromagnéticas. Este tipo de ondas se caracterizan porque están formadas, como su nombre indica por la conjunción de un campo eléctrico y otro magnético. La unión de estos campos es la que permite que este tipo de ondas se pueda transmitir por el espacio. Este tipo de ondas se propaga por el espacio (independientemente de cuál sea su frecuencia) a la velocidad de la luz.